Carpintería de PVC: ¿por qué elegir este tipo de ventana? Lo explica PETER & WILLIAM

/COMUNICAE/

Según las estadísticas, tres de cada cinco ventanas son de PVC, lo que indica un gran interés por este material: es aislante, personalizable, duradero, reciclable, fácil de mantener, y, sobre todo, económico

El PVC se ha consolidado como un material intermedio entre la madera y el aluminio, pero ¿cuáles son las ventajas reales de este material y por qué se deberían elegir ventanas de PVC?

Peter & William, expertos en venta e instalación de ventanas de PVC, ofrecen una visión general de las ventanas de PVC y sus numerosas ventajas:

  • Rendimiento y durabilidad

El PVC, en primer lugar, es un material con cualidades reconocidas por los profesionales de la construcción. De hecho, es indiscutible que este tipo de material posee excelentes propiedades térmicas y acústicas.

Al elegir ventanas de PVC se obtiene la garantía de un alto nivel de aislamiento térmico en la vivienda. A diferencia del aluminio, son un 25% más aislantes, ya que no transmite ni el calor ni el frío. Además de la temperatura, el PVC también actúa como barrera acústica. Es conocido por sus excelentes propiedades acústicas. Además, el material es estable, lo que le confiere dos ventajas principales: resistencia y durabilidad.

Estas dos propiedades lo convierten en un valioso activo para la protección contra condiciones climáticas y medioambientales adversas, como los daños causados por la sal, la corrosión, los impactos y la abrasión. Por lo tanto, las ventanas de PVC son resistentes al envejecimiento, al agua, al calor, no se deforman, no les afecta la radiación UV y no se descoloran.

Estas ventajas son la razón por la que el PVC es muy popular entre consumidores, arquitectos y empresas de reformas desde hace décadas.

  • Personalización

Las ventanas de PVC tienen muchas cualidades técnicas, pero también son aún más importantes por su amplia gama de modelos y la posibilidad de personalización, tanto en obras nuevas como en reformas.

Con este material se pueden encontrar soluciones para muchas aberturas de ventanas, tanto en nuevas construcciones como en renovaciones. Se pueden fabricar todo tipo de ventanas, incluidas ventanas abatibles simples y triples, ventanas en ángulo, ventanas con balaustres y ventanas tipo mirador, de formas pequeñas o grandes: hay una ventana de PVC para cada necesidad.

Las ventanas de PVC son una invitación a la creatividad, que permite alternativas más imaginativas a los productos estándar clásicos.

Gracias a los avances tecnológicos y a los modernos procesos técnicos se permiten utilizar distintos colores, tonos y barnices para lograr resultados de gran calidad.

Las formas también son cada vez más delicadas, con líneas más modernas para dejar entrar toda la luz natural posible, esto mejora la estética de la vivienda y la hace más cómoda para vivir. Además, existe una amplia gama de opciones para personalizar los tiradores según los gustos del cliente.

  • Mantenimiento

Las ventanas de PVC no requieren mantenimiento, pintura ni tintado. Los accesorios de PVC tienen otra ventaja importante basta con limpiarlos con un paño húmedo y no es necesario ningún cuidado adicional.

  • El PVC es un material reciclable

El PVC es el material más respetuoso con el medio ambiente. Requiere poca energía para su extrusión (2,5 veces menos que el aluminio), es naturalmente aislante y totalmente reciclable.

Los marcos de las ventanas de PVC, así como de las puertas suelen fabricarse con materias primas recicladas en un 30-40% a partir de residuos internos y ventanas de desecho. Como resultado, cada año se reintegran en nuevos perfiles unas 2.500 toneladas de material de PVC reciclado. De este modo, el PVC también contribuye a la economía circular.

El diseño de las ventanas también permite sustituir rápidamente los componentes desgastados o dañados, esto se debe a que los códigos que aparecen en las ventanas y sus componentes facilitan la trazabilidad, esto significa que se sustituyen las mismas piezas.

Dado que el PVC es el polímero más utilizado en el sector de la construcción, es innegable que la industria del PVC contribuye significativamente al crecimiento económico.

  • Excelente relación calidad-precio

Las ventanas de PVC son bastante más baratas que las ventanas de aluminio y ofrecen un aislamiento térmico superior.

Debido a sus características técnicas, los accesorios de PVC se utilizan en el sector de la construcción desde hace décadas y ofrecen una excelente relación calidad-precio. Además, tienen un precio muy competitivo, son robustas, duraderas, fáciles de instalar y mantener.

Además de proporcionar temperaturas confortables en verano e invierno, las buenas propiedades térmicas de las ventanas de PVC también minimizan el consumo de energía.

  • Estanqueidad

Las juntas soldadas de una ventana de PVC garantizan una estanqueidad perfecta.

Las ventanas de PVC se someten a pruebas de conductividad térmica, ventilación, estanqueidad y resistencia al viento.

La estanqueidad de una ventana o puerta significa si puede resistir el acceso de agua cuando la ventana está cerrada.

El acceso de agua se define como la humedad permanente o repetida del interior del marco de la ventana, para mantener el agua fuera mientras fluye hacia el exterior.

  • El diseño y la delicadeza de los perfiles de PVC

Por último, las ventanas de PVC han progresado mucho en cuanto a secciones de perfil. Una ventana de PVC tiene perfiles tan delgados como una ventana corredera.

La ganancia solar y luminosa de una ventana de PVC es idéntica o incluso mejor que los demás materiales para ventanas.

Fuente Comunicae


Ir a la fuente
Author:

Powered by WPeMatico